Escardiel: luz del Sábado Santo en Castilblanco


Los candelabros de la carreta del Simpecado de la Virgen de Escardiel iluminan el sepulcro el Sábado Santo. Son alegría en la romería y preludio, con su luz, de la primavera en la Semana de Pasión


Escardiel en Castilblanco es la advocación señera de la Virgen. Es ermita, puente, pueblo o dehesa... es la madre del crucificado primero que tallase Ruiz Gijón, o del que porta nuestra pastora en su regazo, pero también es Sábado Santo. 

Y es que los candelabros que iluminan el sepulcro del Cristo de la Misericordia en su Santo Entierro Hermandad de la Soledad Castilblanco de los Arroyosson de la carreta del Simpecado de la Hermandad Ntra Sra de Escardiel. En detalle podemos ver en los candelabros el emblema de la bellota de la Virgen de Escardiel. 

Confluyen de esta forma dos manifestaciones de la religiosidad popular ricas y diversas de Castilblanco. Un contraste precioso preludio de cómo tras la Semana de Pasión se aguarda al resucitado para que todo vuelva a empezar conforme a la tradición y al ciclo vital de la naturaleza. 

Aquí Escardiel es luz y es también calor con esa cera que se derrite en nuestra Semana Santa. Luz frente a las tinieblas o la oscuridad, luz que es en el fondo alegría. Alegría que es Escardiel.

Comentarios